Vuelta al coleLos niños están por empezar nuevamente las clases, y a muchos (como a nosotros los adultos) se les hace cuesta arriba el regreso a la rutina. Para que este malestar no se convierta en un problema para ti, los padres, hay algunas cosillas que podemos hacer:

1.- Recupera poco a poco la rutina diaria. Parece una tontería, pero no lo es. Hablamos de retomar horarios de sueño, comidas, etc., un par de días antes del temido día de vuelta al cole. Así, el cambio será más leve y por tanto más llevadero.

2.- Las llorantinas y los berrinches a la hora de dejarlos en el colegio es todo un clásico. Por ello, es recomendable que las despididas sean breves y sin mentiras piadosas como “no llores, cariño, que voy a comprar pan y vengo”. Tampoco ayuda que salgas corriendo cuando tu hij@ esté distraído 😉

3.- Algunos psicólogos recomiendan dejar que los más pequeños se lleven al colegio su objeto preferido (una mantita, su osito, etc.) los primeros día del cole. Eso les dará seguridad y les consolará si se sienten tristes.

4.- Para que el pequeño se sienta mejor al volver del colegio, vale la pena darles una ración extra de atenciones y juegos. Así, el cambio parecerá menos drástico.

5.- Y recuerda, siempre acude a un especialista cuando tengas dudas. Por ejemplo, si tu hij@ tarda mucho en adaptarse o su actitud empeora, puedes hablar con su educador para ver si hay alguna otra causa.